Deportes

Fortalecimiento de los entrenamientos para la lucha libre juvenil


Los luchadores juveniles deben desarrollar la fuerza central para el equilibrio.

Photodisc / Photodisc / Getty Images

Muchos luchadores juveniles están luchando, metafóricamente, con una mano atada a la espalda al evitar el entrenamiento de fuerza por temor a que la ganancia muscular los empuje a clases de mayor peso. Sin embargo, fortalecer los entrenamientos puede ayudar a mejorar el rendimiento deportivo y la salud general de muchos atletas jóvenes.

Sentadillas con salto

La sentadilla de salto es un ejercicio efectivo de peso corporal que puede usarse para mejorar el poder del derribo de un joven luchador. Párese con las piernas separadas al ancho de los hombros y luego colóquese lentamente en una posición en cuclillas. Cuando llegue al final de la sentadilla, explote hacia arriba, saltando lo más alto que pueda antes de volver a la posición original de pie. Repita esto tantas veces como lo desee.

Tablones

El tablón es una ruta simple y efectiva hacia un núcleo más fuerte para un joven luchador. La fuerza del núcleo es un requisito básico en el ring, ya que ayuda a prevenir lesiones y permite que un luchador tuerza su cuerpo más fácilmente, mejorando la agilidad en el poder. Para realizar una tabla, súbase al piso con los dedos de los pies y las manos tocando el suelo y la espalda plana, como si estuviera a punto de hacer una flexión. Sin embargo, en lugar de caer en una lagartija, mantenga esta posición el mayor tiempo posible, utilizando los músculos abdominales para mantener el equilibrio. Cada vez que planchas, debes intentar resistir por un período de tiempo más largo.

Pull-Overs

Los estiramientos, que requieren el uso de una pelota de estabilidad y una pesa, ayudan a los luchadores a mejorar la fuerza de la parte superior del cuerpo. Esto es importante para los luchadores, ya que a menudo alcanzan sobre sus cabezas y frente a sus cuerpos para agarrar a sus oponentes. Mientras está acostado con la espalda sobre la pelota y los pies en el piso, doble las piernas en un ángulo de 90 grados y sostenga una pesa sobre el pecho. Con los brazos rectos, arquee los brazos sobre su cuerpo y lo más atrás posible, detrás de su cabeza, y luego regrese a su posición inicial. Esto constituye una repetición.

Flexiones de manos

Los luchadores juveniles deben hacer flexiones de manos con un compañero. Un miembro de la pareja debe aferrarse a los pies de la otra persona cuando se pone de pie. Una vez en la posición, el compañero continúa sosteniendo los pies para ayudar a la persona en la posición de manos a mantenerse estable. Mientras tanto, el luchador que está haciendo las flexiones de manos debe trabajar para mantener sus músculos centrales comprometidos mientras realiza la mayor cantidad posible. Cuando haya terminado, el segundo miembro de la pareja debería ayudarlo a regresar al suelo de manera segura. Haga que los socios cambien de posición. A medida que los luchadores envejecen y se vuelven más avanzados, pueden intentar este movimiento sin un compañero que los prepare.

Ver el vídeo: FORTALECIMIENTO BASICO EN LUCHA OLIMPICA TREN SUPERIOR - ENTRENAMIENTOS DE LUCHA OLIMPICA (Julio 2020).